El Triángulo de la Productividad

trianguloMe gustaría presentar hoy a 3 poderosos elementos de la productividad. Estos son la piedra angular de la productividad sin la cual no se puede ser productivo, y son los siguientes:

Conocimiento

Acción

Constancia

Yo llamo a esto el triángulo de la productividad, y si los 3 elementos se encuentran en una persona, él o ella llegará a ser verdaderamente productivo/a. Pero cuando falta aunque sea un solo elemento es cuando entra en acción la improductividad.

Entonces, ¿cómo funcionan estos 3 elementos?

Conocimiento

“…Y di: ¡Señor! Concédeme más conocimiento.” (Sura Ta Ha: 114)

Todo comienza con el conocimiento. La comprensión de lo que tienes que hacer y cómo hacerlo. Una de las principales razones por la que la gente pospone las cosas en un proyecto o tarea es que no saben cómo hacerlo.

Sin embargo, hay buenas noticias: el conocimiento se puede lograr de varias maneras, y todavía tengo que conocer a alguien que haya puesto su mente en algo y no haya aprendido nada. Pero el factor clave aquí es la acción, es necesario poner esfuerzo en la adquisición de conocimientos.

Aquí están los mejores consejos para adquirir conocimiento:
1. Investigación online/offline:

Al-hamdulillah, el mundo de la información está a nuestro alcance hoy en día y esto es una bendición de Allah (Subhanahu Wa Ta’ala) sobre todos nosotros. Si me falta el conocimiento en algún tema, en primer lugar, me gustaría ir a la biblioteca y recoger la mayor cantidad de libros sobre el tema que me interesa, leo alguno de ellos y escaneo otros, después busco información en Internet o escucho audiolibros sobre el tema y en unas pocas semanas o meses, esa brecha de conocimiento se llena con el permiso de Allah (Subhanahu Wa Ta’ala).

2. Pregunta a expertos:

Si hay algo nuevo que quieres aprender, debes saber que hay un maestro por ahí que está listo para compartir sus conocimientos contigo. Y confía en mí, no importa lo “importante” que sea esta persona, te sorprenderías de lo que les gusta transmitir sus conocimientos. Acercarte a ellos a través de asociados o amigos puede ser un buen punto de partida, o una dirección de correo directo. Lo más importante es ser persistente hasta que se obtiene lo que necesita de ellos.

3. Dua’a:

El conocimiento es una bendición de Allah (Subhanahu Wa Ta’ala) sobre nosotros. Así que si estás atascado o si te encuentras sin saber mucho acerca de un tema y realmente necesitas aprender, pídele a Allah (Subhanahu Wa Ta’ala) en busca de ayuda y prueba algunos de los métodos anteriores para obtener lo que deseas. Precaución aquí: Asegúrate de que buscas un conocimiento beneficioso, ya sea para este mundo, o el próximo, o ambos!

Acción

El valor del conocimiento sin acción no es nada! De hecho, esto provoca la ira de Allah (Subhanahu Wa Ta’ala), que Allah nos proteja.

“…el camino de los que has favorecido, no el de los que son motivo de ira, ni el de los extraviados.” (Sura Al Fatiha: 7)

Pero aquí hay un punto importante: por un lado tenemos que recordar que hay que tomar acción sobre el conocimiento que hemos aprendido con el fin de ser productivos, pero hay que entender aquí que la acción, habilidad o destreza proviene de Allah (Subhanahu Wa Ta’ala) en primer lugar, ya que sin su permiso no se puede hacer nada. Es por eso una vez mas que en la Sura Al Fatiha:

“Sólo a Ti te adoramos, sólo en Ti buscamos ayuda” (Sura Al Fatiha: 5)

Cuando te das cuenta de que todo lo que haces, lo haces con el permiso de Allah (Subhanahu Wa Ta’ala), cultivarás tu humildad, buscarás la perfección en todas tus acciones, y serás sincero en lo que haces.

Además, la acción comienza cuando das el primer paso. Una vez más, para los que posponeis las cosas, aquí hay un asesinato a la productividad: empezar a trabajar en un proyecto sólo 10 minutos y empezar a holgazanear a los 30-45 minutos. Tómate un descanso de 5 minutos y luego comienza de nuevo “sólo” 10 minutos. Siempre digo que nuestro nafs es como un bebé, y hay que tratarlo de esa manera; un poco de aliento, un poco de regaño, un poco de premio y obtendrás un gran resultado.

Constancia

Así que, ya has ganado el conocimiento, has pasado a la acción y al cabo de unos días… ploff. No puedes ser molestado y ya no eres productivo. El 90% de las quejas de productividad son con respecto a la constancia. Normalmente, las personas no tienen ningún problema en la obtención de conocimiento o la adopción de medidas, pero no siendo constante es entonces cuando les resulta difícil.

Tengo que admitirlo, esta es la etapa más difícil y no hay una respuesta fácil, pero aquí hay algunos consejos útiles:

1. Comienza con algo pequeño y crece poco a poco:

Es tentador cuando estás muy emocionado y motivado sobre un proyecto, saltar sobre ello con gran acción, sólo para acabar encontrándote desbordado algunos días después. ¿Por qué no empezar poco a poco, e ir creciendo lentamente a lo largo de los años? El Profeta Muhammad (la paz sea con él) dijo que las acciones más amadas por Allah (Subhanahu Wa Ta’ala) son aquellas que son constantes, incluso si son pequeñas.

2. Descomponerlo

Algunas de las razones por las que es difícil llegar a ser constante en la acción se debe a que la acción es enorme o consta de una gran serie de tareas a realizar. Trata de romper hacia abajo y ver si hay mejores maneras de hacerlo: ¿se pueden eliminar algunos pasos? ¿Se pueden delegar algunas partes? Como dice el proverbio chino: un viaje de 1000 millas comienza con un paso. Mi única recomendación a esto es: ¡seguir caminando!

3. Comprueba tus intenciones:

A veces, cuando no puedes ser constante en un proyecto, puede ser una señal de que tal vez tus intenciones no son puras y sinceras. Por ejemplo, si has intentado muchas veces memorizar el Corán y no logras resultados, consulta cuál es la intención. Normalmente, cuando nuestras intenciones son puras y cuando nuestros objetivos son más grandes que nosotros mismos, es más fácil ser constante in sha Allah.

4. Pide a Allah (Subhanahu Wa Ta’ala) para obtener ayuda:

Juro sobre el que nos creó a ti y a mi, que no podrás ser constante en cualquier tarea o proyecto, si no es con Su permiso. Por lo tanto pide a Allah que te ayude en todos tus asuntos y pídele que te haga constante. Más importante aún, pídele ser constante en tu Din.

Espero que hayas encontrado este artículo beneficioso in sha Allah. ¿Puede encontrar ejemplos prácticos de cómo el Conocimiento-Acción-Consistencia se hizo productivo? Comparte con nosotros in sha Allah.

Si te ha gustado, comenta y comparte in sha Allah

Texto original:

The Productivity Triangle

Este articulo puede contener errores de traducción

El artículo original es obra de Productive Muslim

Anuncios

5 comentarios en “El Triángulo de la Productividad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.