Cómo el llegar crónicamente tarde al Salah afecta a tu productividad y qué hacer al respecto

llegar tarde al salah“Allahu Akbar… Allahu Akbar…”

Escucho el adhan a través de las ventanas de mi oficina, y veo el pop-up en mi ordenador, “es la hora de la oración Dhuhr.”

Unos minutos antes, acabo de empezar entrar en un buen ritmo de trabajo y no quiero que el impulso se pierda. Así que me digo, “todavía tengo 20 minutos hasta el iqama. Terminaré con esto y llegaré a tiempo, in sha Allah.”

25 minutos más tarde, el Salah comenzó y estoy frenético tratando de enviar ese último e-mail antes de salir corriendo a hacer un wudhu rápido y unirme a la oración. Llego tarde, otra vez!

Y esto no sólo es para la oración del mediodía, sino para las 5 oraciones diarias: tarde para el Fajr porque me despierto tarde, tarde para el Duhur y el Asr a causa del trabajo, tarde para el Magreb debido a los atascos en la carretera, y tarde al Isha a causa de la cena!

Y cada vez que llegaba tarde, me sentía mal, y me decía: “Esta es la última vez que voy a llegar tarde!” Y adivina qué? Para el próximo Salah, se me hizo tarde otra vez. De hecho, yo era el hermano que parecía tener una posición permanente en las últimas filas de cada mezquita.

Inicialmente, me estaba tomando esta tardanza a la ligera. De hecho, caí en la trampa clásica del shaytan y me dije: “Alhamdulillah, hermano, por lo menos rezas ahora! Masha Allah, el número de hermanos que están ahí fuera que no rezan en la mezquita o no rezan en absoluto!” Pero poco a poco me di cuenta: esta tardanza estaba logrando un impacto en mi espiritualidad y en mi carácter, que afectaban a mi productividad global.

¿Por qué llegar crónicamente tarde para el Salah es malo ti?

Cuando llegas siempre tarde al Salah, es algo que dice mucho sobre ti y tu carácter.

Eso demuestra una falta disciplina, de fuerza interna, y la integridad de estar donde se supone que debes estar “a tiempo” para tus citas más importantes del día.

A nadie le gusta decir acerca de sí mismos que no son de confianza o faltos de disciplina, pero las acciones hablan más que las palabras, y llegar tarde al Salah es el primer aviso de que estás en una pendiente resbaladiza hacia llegar crónicamente tarde en todo lo demás en tu vida.

Al-Hasan al-Basri (que Allah esté complacido con él) dijo:

“Cuando el Salah es la menor de tus preocupaciones, entonces ¿cuál es tu preocupación más importante? Cuanto más arregles tu Salah, más arreglarás tu vida. ¿No sabes que el Salah se equipara con éxito?: “Ven a la oración, Ven al éxito”. ¿Cómo se puede pedir a Allah (Subhanahu Wa’Tala) el éxito cuando no se está respondiendo a sus derechos sobre ti?”

Si te preguntas por qué hay un retraso en tu sustento, en tu matrimonio, en tu trabajo, en tu salud, busca en tu Salah: ¿lo estás retrasando?

¿Porqué llegamos tarde al Salah?

Cuando empecé a buscar más profundamente en mí mismo y a preguntarme por qué estoy llegante siempre tarde al Salah, se reducía a 3 razones espirituales y 3 razones prácticas:

Razones espirituales

1. La falta de comprensión de quién es Allah (Subhanahu Wa’Tala): Mi tardanza en el Salah fue, por desgracia, una señal de que no había comprendido quien era Allah (Subhanahu Wa’Tala). No pude comprender su poder y su majestad. Probablemente has escuchado el ejemplo de “Si eres invitado por el rey o el presidente o el primer ministro de un país, ¿no asistirás con tus mejores modales, la mejor ropa, y acudirás muy temprano? ¿Cómo es que cuando Allah (Subhanahu Wa’Tala), el Rey de reyes, nos invita al Salah, no tomamos en serio esta invitación?” Voy a ser un poco más profundo que esto y te voy decir: “Si realmente tenemos fe en lo invisible y tenemos fe en que el Mensajero Muhammad (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) nos dice que Allah (Subhanahu Wa’Tala) quiere que nos encontremos con Él 5 veces cada día en nuestro Salah, entonces debemos tomarnos el Salah más en serio”.

2. La falta de reconocimiento del don del Salah: Siempre me fascina cómo el Salah fue la única obligación revelada al Profeta Muhammad (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) en los cielos durante el viaje de Isrá y Mir’aj. Cada otra obligación fue revelada aquí en la tierra. Es como si Allah (Subhanahu Wa’Tala) está enviando el mensaje de que el Salah es tan importante que Él (glorificado y exaltado sea Él) quiere dar el regalo personalmente al Profeta Muhammad (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) y a su Ummah. Cuando llegamos tarde al Salah, ¿qué nos dice esto acerca de nuestra apreciación de este don de Allah (Subhanahu Wa’Tala)?

3. La falta de conocimiento de la relación entre el Salah y el rizq (sustento): El número uno de las excusas que las personas (incluido yo mismo) utiliza por llegar tarde al Salah es que están consiguiendo su sustento. Se oyen excusas tales como “tengo una reunión…”, “tengo una llamada importante…”, “tengo una conferencia…”, etc.

De lo que no nos damos cuenta es que al retrasar nuestro Salah y tomarlo a la ligera, la barakah está siendo retirada de nuestro sustento, incluso si obtenemos una ganancia material durante el período en que perdemos el Salah. Allah Ar-Razzaq dice en el Corán:

“Ordena a tu gente el salat y persevera en él. No te pedimos sustento, Nosotros te sustentamos. Y el buen fin pertenece al temor (de Allah).” (Sura Ta Ha: 132)

Observa cómo Allah (Subhanahu Wa’Tala) viincula el Salah con la búsqueda de provisión y Él (glorificado y exaltado sea) nos está prometiendo a través de estos versos que si rezamos y ordenamos nuestras familias para rezar, Él nos proveerá.

Razones prácticas

1. La subestimación del tiempo: Yo solía tener una percepción equivocada del tiempo en el que creía que tardaba 10 minutos en llegar a la mezquita. Pero me olvidaba de tener en cuenta el tiempo que me lleva el hacer wudhu, bajar las escaleras, salir del edificio, caminar hacia la mezquita, y poner mis zapatos en su sitio antes de finalmente entrar en la mezquita. El tiempo transcurrido desde el momento en que dejaba mi oficina hasta que llegaba a la mezquita era en realidad 20 minutos y no 10 minutos!

2. La dilación: Una gran cantidad de veces por la que llegaba tarde al Salah era que lo aplazaba por una tarea. Esta dilación conduce entonces a plazos no negociables inminentes que tengo que cumplir y no me permite hacerlo para el Salah a tiempo.

2. Disfrutando de las prisas: En el fondo, yo solía disfrutar de las prisas en el tiempo entre adhan y iqama. Tan pronto como el adhan se terminaba, me cambiaba el chip y tenia mucho por hacer en esos 20 minutos, pero, por supuesto, a expensas del Salah.

¿Cómo curarte de llegar crónicamente tarde al Salah?

Llegar crónicamente tarde al Salah es un patrón y en el momento en que entiendas cómo se desarrolla ese patrón, puedes hacer pequeños ajustes en tu vida diaria y la forma de pensar y desarrollar un nuevo patrón que te ayudará con Salah en su debido tiempo. A continuación te presento los 10 consejos para salir de ese estado crónico de llegar tarde al Salah:

1. Confiesa el problema: admitir que tienes el problema de llegar tarde. Si piensas que estás bien, y que debes ser aplaudido por sólo rezar, entonces nunca te vas a tomar esta tardanza en serio. Al darte cuenta de que llegar tarde al Salah no es lo que Allah (Subhanahu Wa’Tala) o su Mensajero (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) quieren, te obliga a hacer frente al problema y querer hacer algo al respecto.

2. Redefinir la puntualidad como una cuestión de fe: Vemos el verso del Corán que dice:

“…ciertamente el salat es para los creyentes, un precepto en tiempos determinados.” (Sura de las mujeres: 103)

Lo interiorizamos y lo hacemos parte de nuestra fe. Hazte las siguientes preguntas:

¿De verdad crees que Allah (Subhanahu Wa’Tala) te está llamando a su encuentro?

¿De verdad crees que el Salah es Su regalo para ti?

¿Realmente crees que el éxito, el sustento y la barakah vendrá de la oración a tiempo?

Si las respuestas son que sí, a continuación, se puntual con tu Salah y muestra a Allah (Subhanahu Wa’Tala) que tienes ganas de encontrarte con él.

3. Ten en cuenta los beneficios de llegar a tiempo al Salah: Desafortunadamente algunas personas, piensan que es una pérdida de tiempo llegar temprano al Salah. Ellos dicen: “¿Qué voy a hacer? ¿Sólo sentarme allí y esperar?” Lo que no se dan cuenta es de la inmensa virtud que hay simplemente esperar al Salah. Mencionaré tres hadices para inspirarte:

Narró Abdullah (que Allah esté complacido con él):

Le pregunté al Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) “¿Qué acción es la más querida por Allah (Subhanahu Wa’Tala)?” Él (la paz y bendiciones de Allah sean con él) respondió: “Acudir a las oraciones temprano en sus tiempos fijos establecidos.” [Bujari]

Narró Abu Huraira (que Allah esté complacido con él):

El mensajero de Allah (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “Los ángeles siguen pidiendo la bendición y el perdón de Allah para cualquiera de vosotros, siempre y cuando él esté en su (lugar de oración). Los ángeles dicen, ‘Oh Allah! perdonalo y se misericordioso con él.’ Cada uno de vosotros está en la oración, tanto como has estado esperando para la oración y nada más que la oración te detiene de ir con tu familia.” [Muslim]

Narró Abu Huraira (que Allah esté complacido con él):

El Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “Si las personas supieran la recompensa por la oración del mediodía en su tiempo mas temprano, competirían por ello. Si supieran la recompensa por el Isha y las oraciones en congregación del Fajr, se unirían a ellos, incluso si tubiesen que ir arrastrandose. Si supieran la recompensa que hay estar en la primera fila, harían un sorteo para ello.” [Bujari]

4. Dejar trabajar al adhan: Allah (Subhanahu Wa’Tala) dice en el Corán:

“Pero ¡ay de aquellos que rezan! Siendo negligentes con su Oración.” (Sura de la ayuda imprescindible: 4-5)

Este verso es una severa advertencia para aquellos de nosotros que rezan y son descuidados en sus oraciones y no le dan su debida atención. Lo más seguro de hacer, cuando se oye el adhan o sabes que es hora del Salah, es estar listo para ello y responder a la llamada de Allah.

5. Llegar 5-15 minutos antes: he explicado en un post anterior acerca de cómo me despierto con 45 minutos de antelación antes del Fajr independientemente de la temporada que sea. El mismo principio puedes aplicar ahora para las otras oraciones diarias. Hay que establecer una alarma 30 minutos antes de cuando se supone que tengo que salir de la mezquita y eso me da 30 minutos para terminar lo que estoy haciendo y llegar a la mezquita de 5 a 15 minutos antes.

cronometro6. Mide el tiempo: Una de las maneras que me ayudó a entender el tiempo que realmente tardaba en llegar desde mi oficina a la mezquita, fue usar un temporizador. Así que inicio el temporizador tan pronto como salgo de mi oficina y pulso stop cuando entro en la mezquita. Esto me da una precisa estimación de cuánto tiempo tardo en llegar a la mezquita y anotarlo en mi agenda.

7. Mantener las cosas en lugares específicos: Una de las mayores razones por las que las personas terminan tarde es que han perdido algo que necesitan antes de salir. Podría ser tus llaves, la cartera, bolsos, etc. No caigas en esto y manten las cosas en un lugar determinado y deja las cosas importantes (llaves, cartera, etc.) junto a la puerta para que no estés perdiendo el tiempo tratando de encontrarlos y llegando tarde al Salah.

8. Tener un reloj de Salah en casa: Para inspirar a tu familia para rezar siempre a tiempo y no retrasar el Salah, compra un reloj de pared de Salah y tenerlo en algún lugar en el centro de la casa. Enseña a tus hijos cuando escuchen el adhan del reloj (especialmente si no vivís cerca de una mezquita) para dejar lo que están haciendo y estar listos para el Salah.

Y esto es una nota a los padres: Si tus hijos ven que eres descuidado con tu Salah y no dejas de hacer lo que estás haciendo para estar listo cuando el adhan finalice, supongo que lo que los niños van a aprender eso!

9. Planifica tu vida alrededor del Salah: Todos los consejos antes mencionados se reducen a planificar tu vida alrededor del Salah. Lo que recomiendo es bloquear el tiempo de espera para el Salah en tu calendario y establecer un recordatorio de 30 minutos antes de cada rezo. De esta manera no tienes accidentalmente una reunión o una llamada o un recado durante el tiempo del Salah y terminan retrasandolo. Como decimos en Musulmán Productivo:

“Planifica tu vida en torno al Salah y no al revés!”

10. No antepongas nada entre tu y el Salah: Esto lo aprendí de un académico que dice que su maestro le dijo que nunca anteponga nada entre él y su Salah. Lo que esto significa es que no se debe colocar un recado o una tarea o alguien entre tu y el Salah. En el momento en que el adhan acaba, no digas “voy a pasar por el mercado y luego salir hacia el Salah” o “voy a enviar este correo electrónico y, a continuación voy a rezar”. No antepongas nada entre tu y el Salah.

Se le preguntó al Aisha (que Allah esté complacido con ella): “¿Qué solía hacer el Mensajero de Allah (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) en su casa? Ella contestó: Se mantiene ocupado ayudando a los miembros de su familia, y cuando llega el momento del Salah, se levanta para la oración.” [Bujari]

Consejos en acción

“Allahu Akbar… Allahu Akbar…”

Escucho el adhan a través de las ventanas de mi oficina, y veo el pop-up en mi equipo, “Es hora de oración del mediodía.”

Dejo lo que estoy haciendo porque ya tenía en mente 30 minutos antes ir acabando, voy hacer wudhu y me dirijo a la mezquita. Llego 10 minutos antes, hago las oraciones Sunnah, hago Dua’a, y leo el Corán. Rezo en jama’a en la primera fila, y me siento después del Salah para completar la athkar, y rezar las oraciones Sunnah. Vuelvo a la oficina renovado, rejuvenecido y listo para otra sesión productiva en el trabajo.

Qué diferencia entre antes y ahora!

Nota Final

Aquí os dejo pensamiento que siempre hay que tener en cuenta para ir temprano al Salah: El Profeta Muhammad (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) nos enseñó que en el Día del Juicio Final, cuando la gente del Paraiso entre en el Paraiso y la gente del infierno entre en el infierno, habrá un día especial cada semana (el viernes de acuerdo a la mayoría de hadices) donde la gente de los cielos serán llamados a cumplir con Allah (Subhanahu Wa’Tala). En ese día, vamos a estar sentados en filas y hablaremos con Allah (Subhanahu Wa’Tala). Pero lo interesante es: ¿Cómo de cerca estaremos de Allah (Subhanahu Wa’Tala) en ese día, es decir, la fila en la que vamos a estar sentados, dependerá de lo temprano que fuimos al Yumuah.

Los que siempre están dispuestos a estar en las primeras filas de la mezquita en Yumuah serán los más cercanos a Él en el día en que conozcamos a Allah. Ahora piensa en ello de esta manera: si durante toda la semana, que has estado practicando con las 5 oraciones diarias temprano y a tiempo, ¿no crees que será mas fácil para el Yumuah?

Así que la próxima vez que te veas tentado a llegar tarde al Salah (especialmente para el Yumuah), pregúntate: ¿Estoy dispuesto a estar cada vez más atrás en las filas el día en que no habrá nada más dulce o más especial que estar más cerca de Él?

Que Allah (Subhanahu Wa’Tala), nos convierta a todos en aquellos que están en las primeras filas en esta vida y la siguiente.

¿Cuáles son tus consejos para llegar siempre pronto para el Salah? Compártelas con nosotros en los comentarios in sha Allah!

Si te ha gustado, comenta y comparte in sha Allah

Texto original:

How Being Chronically Late for Salah Affects Your Productivity & What to Do About It

Este articulo puede contener errores de traducción

El artículo original es obra de Productive Muslim

Anuncios

Un comentario en “Cómo el llegar crónicamente tarde al Salah afecta a tu productividad y qué hacer al respecto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.