Cómo evitar que el enfado perjudique tu carrera, tu vida familiar y tu salud espiritual

Recuerdo estar sentado en mi oficina pensando en mi compañero de trabajo que acababa de ser despedido.

Era alguien con antigüedad, buena educación e impresionante experiencia en su campo. También era un padre y un esposo… Lamentablemente, un día, esta gran persona se dirigió a casa para decirle a su familia que había perdido su trabajo… ¡porque no podía controlar su ira! Seguir leyendo “Cómo evitar que el enfado perjudique tu carrera, tu vida familiar y tu salud espiritual”

Anuncios

7 consejos sorprendentes sobre el liderazgo de la primera revelación del Corán

“No creo que esté listo para un rol de liderazgo ejecutivo”, me dijo por teléfono un coach de 42 años.

¿Alguna vez has estado en una posición en la que te han pedido que lideres un equipo, una organización o una empresa, y tu reacción instintiva es que no estás preparado para eso? Si lo has hecho, esta historia de la tradición islámica podría ayudarte a aliviar tu angustia: es la historia del Profeta Muhammad, cuando recibió la primera revelación del Corán. Seguir leyendo “7 consejos sorprendentes sobre el liderazgo de la primera revelación del Corán”

Cómo dejé de buscar fallos en la gente

Aproximadamente a la edad de 15 años, estaba más conectado espiritualmente con mi fe, y comencé a hacer un esfuerzo consciente para estar más cerca de Allah  (glorificado y exaltado sea); era mi misión “ordenar el bien y prohibir el mal”. Desde que descubrí lo hermosa que era la fe, necesitaba que todos los que me rodeaban lo  descubrieran también. Cuanto más aprendía, más necesitaba asegurarme de que las personas que me rodeaban implementaban lo que yo había aprendido. Mi método era generalmente algo así:

“Disculpa, compañera de clase con el que rara vez hablo, sabes que en realidad no llevas el hijab adecuadamente”. Seguir leyendo “Cómo dejé de buscar fallos en la gente”

Rezando cuando no te apetece rezar: cómo superar la falta de motivación

Mi profesor me dijo una vez: “Algunas personas se sienten mejor después de haber rezado y otras rezan después de sentirse mejor. Ambos apuntan al mismo objetivo, pero la última opción te hará sentir totalmente perdido.” Tenía toda la razón.
Si eres alguien que está esperando “sentirse mejor antes de rezar”, humildemente te pido que reces para empezar a sentirme mejor. Seguir leyendo “Rezando cuando no te apetece rezar: cómo superar la falta de motivación”